#rEFtados, una iniciativa intercentros para unos recreos más saludables

 

Alumnos de un centro proponen retos relacionados con la actividad física y el deporte a alumnos de otros centros a través de Twitter, retos que son llevados a cabo durante el recreo de los lunes. En eso consiste el programa rEFtados, que puede seguirse a través del hashtag #rEFtados.

Se trata de una estrategia metodológica propuesta desde la asignatura de Educación Física y que tiene como objetivos principales promocionar la práctica de la actividad física y la ocupación ociosa del tiempo libre del alumnado, la utilización adecuada de las nuevas tecnologías y la promoción de relaciones sociales y afectivas.

Por nuestro proyecto han pasado ya los IES Cañada de las Fuentes (Quesada, Jaén) e IES Aricel (Albolote, Granada) en el curso académico 2015/2016, IES Heliópolis (Sevilla) e IES Alto Conquero (Huelva) en el curso académico 2016/2017, y en este curso académico participan los IES El Molinillo (Guillena, Sevilla) e IES Sierra Luna (Los Barrios, Cádiz). En este curso hemos ampliado la participación, abriendo fronteras, y realizando un proyecto no sólo intercentros sino también intercomunidades, incorporándose a nuestro proyecto el IES Azud de Alfeitamí (Almoradí, Alicante).

¿QUÉ ES #rEFtados?

Se trata de un proyecto intercentros que pretende conseguir la ocupación del tiempo libre de nuestro alumnado de forma activa y saludable, motivar hacia el disfrute de la práctica deportiva, desarrollar habilidades sociales y físicas y utilizar las nuevas tecnologías de forma adecuada.

Uno de los problemas actuales de la enseñanza de la educación física en secundaria es la falta de motivación de nuestro alumnado hacia su propio aprendizaje. Pese a que nuestra materia es una de las que resultan más motivantes para ellos, cada vez con mayor frecuencia nos encontramos alumnos, sobre todo en niveles superiores, a los que no les gusta la práctica deportiva y que sus únicos hábitos deportivos son las 2 horas de la semana de las clases de Educación Física. Este hecho, junto con otros problemas relacionados con la salud que les dificultan la práctica deportiva (tales como el asma o la obesidad) y con hábitos poco saludables que ya tienen (ingesta de alcohol, tabaco, ocio pasivo, alimentación nada saludable…), hacen que la calidad de vida de nuestros discentes deje mucho que desear.

En el otro lado de la moneda, la competición, orientada de una forma sana y adecuada, provoca motivación y superación de nuestros alumnos. A través de los retos deportivos y/o de actividades se consigue mantener un alto nivel de motivación que conlleva directamente una alta participación. Cada alumno participa de forma individual o en grupo pero su resultado tendrá una influencia sobre su equipo, sobre su clase; por lo tanto, cada alumno intenta sacar lo mejor de sí ya que quiere ganar a la otra clase. Se trata del sentimiento básico o pertenencia a un grupo, donde lo importante es sentirse como persona integrante del mismo.

¿Cómo funciona?

1º PASO.

Se propone un reto semanalmente, a través de Twitter con el hashtag #rEFtados. Dicho reto puede ser propuesto por los grupos-clase, profesorado externo al proyecto o profesionales del sector, según las necesidades que el profesorado vaya observando. El alumnado debe estar atento a esta red social, porque de ello dependerá, en gran medida, la estrategia a seguir en la consecución del reto semanal.

2º PASO. 

Durante el recreo del siguiente lunes, cada grupo realiza el reto y publica su desarrollo en Twitter:

3º PASO.

Finalmente, el profesorado de cada curso, tras deliberar, establece una puntuación a cada reto, que puede ir desde conseguido hasta cualquier tipo de puntuación establecida

4º PASO.

El proyecto finaliza con un encuentro intercentros, en el que el alumnado se conocerá mediante la realización de actividades físico-deportivas. Este año nos encontraremos en Chiclana, para realizar actividades deportivas en playa

¿Qué trabajamos con este proyecto?

El objetivo principal debe ser, tal y como persigue la LOMCE, instaurar hábitos de vida saludables en nuestros educandos. Este proyecto contribuye a tal adquisición al mismo tiempo que permite dar a conocer un amplio abanico de actividades, juegos y retos a nuestro alumnado.

Además, se desarrollan las siguientes competencias clave:

      • Competencias sociales y cívicas: están presentes en cada una de los retos ya que el alumnado debe trabajar de forma conjunta y cooperativa para conseguir la máxima puntuación en cada reto, respetar las normas y desarrollar la práctica deportiva por puro placer y el “fair play”.
      • Competencias lingüísticas: tanto la expresión oral como escrita se trabajan en este proyecto, ya que por un lado el alumnado deberá explicar de forma oral los retos a realizar, y por otra, deberán escribir y subir a Twitter la explicación de cada reto.
      • Competencia digital: el alumnado debe utilizar el Twitter para ver la explicación de cada reto, ponerse en contacto con los compañeros del otro centro y en definitiva para observar la realización y puntuación de cada reto.
      • Sentido de la Iniciativa y espíritu emprendedor: son los propios alumnos los que proponen los retos a la otra clase. Los profesores les dan unas pautas a seguir (como sistema de puntuación, retos cooperativos, no eliminatorios, por contenidos…) pero es el propio alumnado el que le da forma a cada uno de los retos realizados.
      • Competencia matemática y competencia básica en ciencia y en tecnología: esta competencia se desarrollará a través de la contabilización de cada uno de los resultados de los retos así como a través del sistema de puntuación de los mismos.
      • Competencia aprender a aprender: el alumnado conoce qué capacidades o habilidades se desarrollan con los retos, qué objetivos se pretenden conseguir y con qué contenidos están relacionados.
      • Conciencia y expresiones culturales: esta competencia se trabaja a través de la realización de retos relacionados con nuestra cultura andaluza como por ejemplo en la semana del 28 de febrero donde el reto propuesto será sobre la cultura general de Andalucía.

Por último, este proyecto puede servirnos para evaluar:

      • Los aspectos prácticos motrices, ya que a través de los diferentes retos podemos observar cuáles son las dificultades y potencialidades de nuestro alumnado a nivel motriz
      • Los aspectos cognitivos teóricos, ya que cada reto guarda una relación directa con un bloque de contenidos
      • Los aspectos socioafectivos, puesto que al tratarse de retos cooperativos el alumnado tendrá que aprender a trabajar en equipo, respetar las normas y a los compañeros.

Para finalizar el proyecto, y valorar la marcha del mismo, pasamos unos cuestionarios anónimos al alumnado, los cuáles nos sirven para mejorar año tras año.

Resultados y aplicabilidad

Los resultados del proyecto han superado todas nuestras expectativas, nuestro alumnado se ha sentido atraído hacia la práctica de actividad física, motivado hacia la realización de actividades físico deportivas. Asimismo hemos observado que se han reforzado los lazos cooperativos entre todos los miembros del grupo-clase, debido a que tenían que superar el reto semanal de manera grupal. Y finalmente, hemos visto que han utilizado una red social (twitter) de manera educativa, ya que han seguido semanalmente los retos de sus compañeros pertenecientes al otro instituto.

La aplicabilidad de dicho proyecto no reside sólo en el hecho de la ocupación del tiempo libre de nuestro alumnado cómo se indicó anteriormente, sino que a través del mismo podemos trabajar retos por bloque de contenidos o incluso que un reto grupal pueda realizarse de forma individual para evaluar aspectos prácticos motrices, sobre todo en niveles superiores como 4º ESO o Bachillerato y más aún en ciclos formativos de grado superior. Seguimos estando tan obsesionados con los contenidos, que nos olvidamos que son unas de las herramientas con las que contamos para alcanzar las competencias de nuestro alumnado, y que la variedad de los contenidos, así como la forma de dar los mismos, contribuye de forma directa a que estos tenga significatividad y transferencia con el mundo real y que nuestros alumnos le den sentido a por qué aprender un determinado concepto u otro.

Pasos a seguir para poner el proyecto en marcha en tu centro

  • Analiza la situación educativa en tu centro
  • Selecciona la clase y/o alumnado más interesado en realizar el proyecto, con el objetivo de motivar a todo el alumnado
  • Busca un centro con el que establecer contactos
  • Define los objetivos que pretendes conseguir con el proyecto
  • Establece un hashtag en twitter (#rEFtados)
  • Fomenta la participación semanal y ¡Ponte en marcha!

 

Desde aquí os animamos a que participéis con nosotros, nuestro proyecto está abierto a todo centro educativo que quiera incluir un estilo de vida saludable en los recreos mediante una forma novedosa. Este año hemos incluido a un instituto de Alicante. Si algún centro está interesado no dudéis en escribirnos. ¡El movimiento #rEFtados debe llegar a todos!

Para saber más:

Irene Ruiz Cazalilla
Twitter: @RuizCazalilla
Facebook:   https://www.facebook.com/irene.ruizcazalilla

Luis Mª Aparicio Espejo
Twitter : @luisma220484
Facebook: https://www.facebook.com/luisma.aparicioespejo

COMPARTE: Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone